Comunicación Educativa
Objetivos de CEDAL
Servicios de CEDAL
Areas de CEDAL
Destinatarios de los servicios de CEDAL
Cursos ofrecidos por CEDAL
Revista INTERACCION
Publicaciones de CEDAL
Eventos promovidos por CEDAL


[Volver a la página principal de CEDAL]
[Volver a la página principal de la revista INTERACCION]

Revista INTERACCION No. 22

Créditos | Carta de CEDAL a los Lectores | Indice: Revista No. 22

Odisea Creativa
EL SAFARI

Por: Natalia Rivera

Era una soleada mañana de mayo del año 2415, Felipa se encontraba recostada en su cama esperando a Petunia, su robot encargada del desayuno y todo lo doméstico. A las 10:15 de la mañana apareció por fin, traía unas píldoras de naranja y unas de huevos revueltos de cebolla y tomate. Tras el rico desayuno Felipa se dirigió a su trabajo en el centro de la ciudad, el viaje no duró más de 5 min, pues su nave xz-w88 estaba nueva y era muy veloz. Felipa estaba muy feliz, pues tenía unos clientes muy importantes que venían de Júpiter y querían viajar al África. Al entrar en su oficina pipa, como solían llamarla sus amigos, encontró un grupo de tres mujeres y cuatro hombres, quienes estaban muy simpáticos y elegantes. Hubo una larga reunión esa mañana, pero al final todo estaba arreglado, se irían todos de safari a Nairobi en África. Esa tarde pipa arregló sus cosas en casa, dejando a Petunia encargada hasta de las mascotas, cinco kastyws que un ex novio le había traído de un viaje a Marte.

Esa misma noche, partieron a la base aérea de Bogotá, allí los esperaba un jet x-980, uno de los más veloces del continente. Felipa y Alex habían congeniado muy bien, por eso se sentaron juntos en la nave. El resto de los clientes estaban muy emocionados por el viaje, por lo que se pusieron las gafas de vídeo, donde disfrutaron de África en tercera dimensión. Felipa le contó todo sobre su vida a Alex y lo impresionada que estaba de los cambios tecnológicos que su país había tenido en los últimos tiempos. Así llegaron a Miami, EE.UU, donde hicieron escala por una hora. La ciudad, como siempre, tan moderna, con sus luces de neón y sus naves llenas de familias felices, que recorren los modernos centros recreativos acuáticos y terrestres. Felipa y sus amigos hicieron compras y regresaron al jet. El viaje a Nairobi tardó 20 min. Al llegar, dejaron sus paquetes y se dirigieron a la selva, la cual llena de estructuras en movimiento, animales adiestrados los cuales dirigían el safari y se comunicaban entre sí por ondas, dejaron a los turistas impresionados. Mark, uno de los turistas quien jamás había visto algo así estaba tan impresionado que tras las advertencias de no tocar a los animales, ni salirse de la nave que los transportaba, trató de tocar a un piwy, que lo mordió y este murió instantáneamente. Aterrorizados salieron corriendo por la selva, Felipa les advertía que era peligroso, pero el terror no los dejaba entender. Así tras la persecución de animales feroces, uno tras otro fueron cayendo destrozados por las fauces de los monstruos que allí habitaban. Felipa quien pudo esconderse dentro de una cueva de aluminio, vio como un jaxxy degollaba a su eterno amor Alex, quien jamás lo supo. Al caer la noche, Felipa regresó en silencio a la base de Nairobi donde la esperaba un jet que la llevó de regreso a la ciudad. Allí sólo recordaba, pero sabía que había cumplido su misión, la de alimentar a las fieras con inocentes turistas, quienes viajaban sin retorno gracias a ella.

CEDAL - Centro de Comunicación Educativa Audiovisual
cedal@colnodo.org.co
Entidad Privada Independiente sin ánimo de lucro
Personería Juridica resolución 2516 de 1980 de Min.Justicia
Carrera 13 No. 90-36 Oficina 602
Teléfonos 6113647 - 6113626 Fax. 6113535
Santafé de Bogotá DC. Colombia

Sitio web desarrollado por Colnodo bajo autorización de CEDAL